Audiencias

Puede solicitar audiencias de Lunes a viernes dede 9:00 a 13:00 hs. y 17:00 a 20:00 hs.

(Las audiencias corresponden a los días lunes y martes):

♦ T.E.: 03794 - 231634 (fijo)

♦ Salta 545 Corrientes Capital Argentina.

Como ingresar?

Enlaces de interes

Senado Corrientes.

http://www.senadoctes.gov.ar/

Honorable Cámara de Diputados de Corrientes.

http://www.hcdcorrientes.gov.ar/

Gobierno de Corrientes.

http://www.corrientes.gov.ar/

Ministerio de Justicia Corrientes.

http://www.mingobctes.gov.ar/

Contaduria General Corrientes.

http://www.cgpcorrientes.gov.ar/

Prevención del Turismo Sexual de niños y adolecentes  E-mail
Martes, 29 de Noviembre de 2011 21:18

PROYECTO DE LEY

INICIATIVA: Senador David Dos Santos

TEMA: Prevención del Turismo Sexual de niños y adolecentes

 

 

 

 

 

LA H. CÁMARA DE SENADORES Y LA H. CÁMARA DE DIPUTADOS DE LA PROVINCIA DE CORRIENTES,

 

SANCIONAN CON FUERZA DE

 

L E Y

 

 

 

Artículo 1°.- Objeto.

 

La presente ley tiene por objeto establecer políticas de desarrollo y cooperación, para prevenir y contrarrestar el turismo sexual de niños y adolescentes.

 

Artículo 2°.- Definición.

 

Entiéndase por niños y adolescentes, a las personas menores de dieciocho años de edad.

 

Artículo 3°.- Autoridad de aplicación

 

La autoridad de aplicación de la presente ley es el Ministerio de Gobierno y Justicia, con funciones de regulación, supervisión, control, fiscalización y sanción.

 

Artículo 4º.- Prohibiciones

 

Los prestadores de servicios turísticos, y demás personas naturales o jurídicas, que puedan generar turismo nacional o internacional, directamente o por intermedio de sus empleados o terceros, deben se abstenerse de:

 

a) utilizar publicidad que sugiera, expresa o subrepticiamente, la prestación de servicios turísticos sexuales con niños o adolecentes,

 

b) dar información a los turistas, acerca de lugares desde donde se coordinen o donde se presten servicios sexuales con niños o adolecentes,

 

c) conducir a los turistas a establecimientos o lugares donde se practique la prostitución de niños o adolecente,

 

d) conducir a niños o adolecentes, a los sitios donde se encuentran hospedados los turistas,

 

e) arrendar o utilizar vehículos en rutas turísticas con fines de prostitución o de abuso sexual con menores de edad.

 

f) permitir el ingreso de niños o adolecentes a los hoteles o lugares de alojamiento y hospedaje, bares, negocios similares y demás establecimientos turísticos con fines de prostitución o de abuso sexual.

 

Artículo 5.-Informacion a turistas.

 

Los hoteles u hospedajes, deben informar a cada una de las personas que se aloje en sus establecimientos, las consecuencias legales de la explotación y el abuso sexual de niños y adolecentes. La información debe ser otorgada por escrito y el establecimiento debe conservar una copia firmada por cada turista.

 

Las agencias de viaje y de turismo, deben incluir en su publicidad turística información en el mismo sentido.

 

Artículo 6º.- Deber de advertencia.

 

Establécese en terminales aéreas, portuarias, y terrestres, pasos fronterizos, y oficinas de turismo, la obligación de exhibir en lugar visible un cartel con la leyenda: “la explotación sexual de niños y adolecentes, y la trata de personas, son severamente penados en la Argentina”

 

El formato lo estipula la autoridad de aplicación, pudiendo ampliar los lugares enumerados en este artículo, a cualquier lugar de acceso público, de acuerdo a las políticas estratégicas implementadas.

 

Artículo 7.- Bloqueos de páginas de internet

 

Los lugares de alojamiento turístico, y terminales de transportes, deben establecer mecanismos técnicos de bloqueo de páginas de internet, que posean material pornográfico y de ofertas de prostitución de niños o adolecentes.

 

Artículo 8º.- Comisión para la prevención del Turismo Sexual de niños y adolecentes

 

Créase una Comisión interdisciplinaria e intersectorial, para la prevención del Turismo Sexual de niños y adolecentes, cuya integración y funcionamiento serán determinado por reglamentación.

 

Artículo 9º.- Funciones de la Comisión:

 

Son funciones de la Comisión:

 

a) el intercambio de información, evaluación, y generación de políticas destinadas a la prevención del turismo sexual de niños y adolecentes;

 

b) la realización de campañas de sensibilización;

 

c) el asesoramiento y apoyo a las posibles victimas, y su entorno;

 

d) la inspección y vigilancia de las actividades de promoción turística,

 

e) dar a conocer la severidad en el tratamiento del Turismo Sexual de niños y adolecentes en la provincia;

 

f) promover denuncias ante las autoridades pertinentes.

 

Artículo 10°.- Deberes de la comunidad

 

Cualquier persona que tome conocimiento de explotación sexual o prostitución de niños, tiene la obligación de denunciar.

 

Las asociaciones de padres de familia y demás organizaciones no gubernamentales, con personería jurídica, cuyo objeto sea la protección de la niñez, la adolescencia, y los derechos de los menores de edad, tendrán personería procesal para denunciar y actuar como parte en los procedimientos administrativos y judiciales encaminados a la represión del abuso sexual de niños y adolecentes.

 

Artículo 11°.- Sanciones

 

Quienes incumplan las disposiciones de la presente ley, serán objeto de sanciones administrativas, sin perjuicio de las penales aplicables.

 

Los propietarios de establecimientos en que esta ley se infrinja, serán siempre responsables de la explotación o abuso de niños y adolecentes, aunque las acciones hayan sido llevadas a cabo por sus dependientes o terceros.

 

Conforme lo establezca la autoridad de aplicación y a lo montos que periódicamente se actualicen, las sanciones serán de multa, suspensión, cancelación de licencia y clausura del local, pudiendo ser aplicadas en forma conjunta y sin perjuicio de las sanciones penales que pudieran corresponder.

 

Artículo 12°.- Adhesión de Municipios

 

Invitase a los municipios a adherir a la presente ley.

 

Artículo 13.- Comuníquese al Poder Ejecutivo.

 

 

 

 

 

FUNDAMENTOS

 

Viajar para tener sexo pago, y sobre todo hacerlo con menores, ha sido fuertemente condenado por la Asamblea General de las Naciones Unidas, que en 2001 instó a los países a sancionar leyes para sancionar a los turistas sexuales.

 

El turismo sexual de niños, niñas y adolescentes es la explotación de menores por parte de visitantes de países extranjeros, o por los mismos turistas de la propia región, involucrando la complicidad, por acción directa u omisión, de prestadores de servicios turísticos y guías turísticos, hoteles, bares, camioneros, taxistas, prostíbulos y casas de masaje, además del tradicional proxenetismo, entre otros, con la finalidad de satisfacer sus deseos sexuales.

 

Las formas para promocionar este tipo de actividad van desde la venta de paquetes turísticos que se ofrecen en el exterior, hasta el contacto en el lugar de destino. En el primer caso, además de los servicios corrientes (pasajes, alimentación, alojamiento y giras), ofrecen compañía masculina o femenina.

 

Según el Coordinador Internacional de la organización filipina ECPAT (End Child Prostitution in Asian Tourism), se estima que cada año más de un millón de niños menores de dieciséis años son vendidos para brindar favores sexuales a más de 12 millones de "clientes". Muchos otros son coaccionados, secuestrados, engañados o sometidos a distintos tipos de tráfico para encuentros sexuales.

 

En Asia, un millón de niños y niñas se prostituyen al año. En total, en el mundo, se estima que dos millones de niños son prostituidos y son víctimas potenciales del turismo sexual. El SIDA y el miedo a su contagio no impiden que miles de "clientes" crean que el contagio de esta enfermedad es más difícil con los más pequeños.

 

En Manila, la capital de Filipinas, existen 30.000 niñas prostituidas, que a los 20 años ya se las considera viejas para el mercado del turismo, y son condenadas a la prostitución para el resto de su vida.

 

En Filipinas los ingresos por turismo entre 1972 y 1977 crecieron un 30% lo que se adjudicaba al éxito de la industria de la hospitalidad así se llamaba allí al turismo sexual.

 

En Tailandia, algunos estiman que hay hasta 800.000 niñas que se dedican a la prostitución, de las cuales se estima que la mitad son portadoras del virus del SIDA.

 

Un informe de UNICEF sobre la República Dominicana, señala que "con esta nueva prostitución de menores vinculada al turismo sexual, la edad en la que se comienza a sufrir la explotación sexual de la infancia está bajando cada vez más".

 

Otra investigación ha constatado que el 25% de los propios visitantes reconocen haber viajado al país caribeño porque les ofrecen niños y niñas para satisfacer sus apetencias sexuales.

 

Los destinos del turismo sexual infantil cambian conforme se inician esfuerzos de protección en un país. De esta manera, los turistas que buscan turismo sexual infantil pueden elegir otro país vecino como destino. Este movimiento se ve claramente en el cambio de destino de los abusadores que tradicionalmente elegían Tailandia y ahora prefieren Camboya con fines de explotación de niños y niñas.

 

Los destinos también pueden cambiar a una nueva región del mundo como resultado de una búsqueda por lo exótico o por mera conveniencia. En los Estados Unidos, por ejemplo, Costa Rica se describe como "una Tailandia más cercana"; y en Internet se dan pistas sobre donde se puede conseguir un niño prostituido por muy poco dinero.

 

Se estima que sólo en 1999, Costa Rica recibió cinco mil turistas con intenciones específicas de explotación de infantil. Los estadounidenses constituyen el 80% de los arrestos relacionados con turismo sexual infantil.

 

Sin embargo las estadísticas hasta aquí mencionadas son una terrible anécdota dentro de la compleja problemática de la explotación sexual infantil, que esclaviza a millones de niños en todo el mundo: quinientos mil en la India, cien mil en Tailandia, cien mil en Filipinas, cien mil en Taiwán, quinientos mil en Brasil, trescientos mil en los Estados Unidos.

 

En la publicación "Estado de la Población Mundial" del Fondo de Población de las Naciones Unidas, de mayo de 1997, se afirma que cada año, dos millones de niñas de entre 5 y 15 años de edad son incorporadas al mercado de las relaciones sexuales comerciales.

 

Según señala el organismo internacional especializado, ECPAT, los turistas sexuales que se involucran con la niñez y adolescencia provienen de diversas profesiones y condiciones sociales. Pueden ser pedófilos con un deseo premeditado por niños y niñas o viajeros que no planifican su viaje con la intención de explotar a un niño o niña.

 

El anonimato, el estar lejos de las restricciones morales y sociales que normalmente gobiernan su comportamiento y sobre todo la disponibilidad de niños y niñas puede llevar a una conducta abusiva en otro país. A menudo justifican su comportamiento aduciendo que es culturalmente aceptado en ese país o que ayudan al niño o a la niña proporcionándole algún dinero.

 

El turismo no es la causa de la explotación sexual de la niñez; sin embargo, los explotadores se valen de las facilidades que ofrece la industria turística, tales como hoteles, bares, clubes nocturnos. A su vez, la industria turística puede ayudar a crear una demanda promoviendo la imagen exótica de un lugar.

 

La industria de Viajes y Turismo juega un papel decisivo en el combate de la explotación sexual comercial de la niñez. Por ello, la necesidad de establecer sistemas de monitoreo y códigos de conducta como parte de la lucha en contra de esta grave forma de explotación de la niñez.

 

Los Gobiernos, tanto de los países que reciben como de los que envían turistas, están dando respuesta a los problemas generados por el turismo sexual de la niñez. Por ejemplo, el Departamento de Asuntos Exteriores y Comercio en Australia (en forma conjunta con ECPAT Australia) distribuye panfletos informativos por intermedio de funcionarios aduaneros en los aeropuertos, centros de vacunación, oficinas de pasaportes y embajadas australianas en el mundo.

 

Por su parte, el Ministerio de Turismo del Brasil (Embratur) creó una línea directa a la policía para denunciar casos de abuso sexual de menores; e incentiva tanto a los ciudadanos como a los turistas a utilizarla. También inició una campaña con posters, panfletos y fundas para boletos con el eslogan "Cuidado. Brasil lo está vigilando".

 

El Gobierno costarricense fue acusado de no reaccionar con celeridad ante el problema del turismo sexual de menores, de no disponer de los fondos ni del personal necesario para hacer frente a la problemática. Sin embargo, en los últimos años, y a través de una comisión de turismo sexual infantil, el gobierno condujo un operativo de entrenamiento, modificó el Código Penal y lanzó una campaña para prevenir el turismo sexual infantil que incluye una cartelera en la cercanía del aeropuerto y panfletos informativos distribuidos por funcionarios aduaneros.

 

En nuestro país se han detectado, en varios destinos, formas y estructuras de comercio sexual vinculadas con la actividad turística. Buena parte del comercio sexual está montado en lugares donde hay un intenso turismo masculino (cotos de caza, destinos de pesca, donde se realizan competencias de autos).

 

Aunque no se cuente con estadísticas que den cuenta de la magnitud de la problemática, y 1997 una funcionaria de UNICEF responsable del área de derechos del niño en Argentina, denunció casos de turismo sexual con niños en el país. A lo que añadió que, si bien se trataba de casos aislados, se sabe que hay redes incipientes y marginales de turismo sexual y prostitución infantil que se nutren de la pobreza.

 

La mejora en el tipo de cambio que ha reactivado el turismo receptivo en nuestro país, sumado a las condiciones de pobreza e indigencia que llevan a situaciones de marginalidad a grandes franjas de la población, son factores que propician que esta red incipiente pueda constituir a la Argentina en un destino de turismo sexual de menores.

 

En 1994 nuestro país otorgó rango constitucional a la Convención sobre los Derechos del Niño. Este instrumento internacional de derechos humanos es el marco de acción por excelencia para la protección integral de los derechos de la infancia y la adolescencia pues reconoce a los niños, y adolescentes como sujetos plenos de derecho.

 

La falta de controles sobre el denominado "turismo sexual", un circuito subterráneo frecuentado por argentinos y sobre todo extranjeros, obliga a tomar medidas ante el crecimiento "indiscriminado" de la actividad.

 

Si bien existen proyectos presentados en el Congreso de la Nación para la adecuación del Código Penal, y para el establecimiento de medidas preventivas, no se cuenta aun con las normas adecuadas, ni tampoco con suficientes estrategias de prevención.

 

La dimensión penal de la explotación sexual infantil, demanda la urgente atención para tipificar y sancionar con claridad los delitos asociados (a fin de evitar que quiénes explotan de esta forma a niñas y niños queden impunes), pero no debe perderse de vista que es tan sólo uno de los aspectos relacionados con este problema.

 

En cuanto a nuestra provincia, a excepción de quienes trabajan en las organizaciones sociales, es sumamente difícil obtener información sobre un negocio oculto. Nadie conoce que a Goya, Bella Vista, Esquina, Empedrado, y sobre todo Paso de la Patria e Itá Ibaté, se lleve turistas a pescar, en paquetes que incluyan prostitución. Sí se admite que recurren a mujeres y niñas prostituidas del lugar.

 

Resulta necesario legislar para el desarrollo acciones de sensibilización, para generar a niveles estatal, municipal y federal, el tejido social y de instituciones públicas que permitan detectar con prontitud aquellas zonas, situaciones, y víctimas potenciales.

 

Es imprescindible la creación de estructuras locales y redes de vigilancia, monitoreo y defensa de los derechos de los niños.

 

Lamentablemente, a medida que positivamente nuestro turismo, aumenta también la explotación sexual, por lo que se impulsa este proyecto de ley que plantea medidas preventivas y sancionatorias, tales como: repartir folletería, colocar advertencias del rigor y la severidad con que se procede en nuestra Provincia ante este tipo de hechos tan aberrantes, se crea una comisión que se dedique a pleno a esta problemática, se establecen sanciones que no dejen impunes estas acciones absolutamente monstruosas e inaceptables.

 

Indudablemente no es suficiente, pero es una herramienta en pos de la defensa de los derechos de niños y adolecentes, por ello solicito a mis pares la aprobación de este proyecto.

 

Dependencias del la Cámara

► Direccion General de Administración.

► Departamento de Liquidaciones.

► Departamento de Personal.

► Departamento de Ceremonias y Protocolo.

► Departamento de Prensa.

► Departamento de Biblioteca.

► Departamento de Asuntos Jurídicos.

► Departamento de Archivo.

► Departamento de Intendencia.

►Division de Informacion Parlamentaria.

David Dos Santos. Senador provincial en Corrientes Argentina ©Copyright 2013. Permitida la reproduccion bajo citacion de la fuente.
Area de difusion y prensa: Bianca Roschioni